sábado, 1 de noviembre de 2008

Cambiando



De negro a marrón con mechas, el alisado es de la peluquería of course, yo no puedo manejarme la melena así, ni con las mejores GHD.
Estoy contentisima con el cambio, de hecho me parece leve, así que el proximo será más cañero. Eso sí, tendré que ir con mucha paciencia, estas últimas cuatro horas en la peluquería casi pueden conmigo.

1 comentario:

Isabel y Gloria dijo...

jo me encantan las mechas!!!!!!!yo tuve mechas castañas pero me dio un estres en cuanto me vi un par de canas y me teñi de castaño,me has dado envidia no se si volvermelas a poner..jejeje
P.D.estas muy guapa